Sistemas de trazabilidad: Qué son y cómo pueden mejorar tu productividad

Un buen sistema de trazabilidad es cada vez más importante en cualquier empresa, especialmente en los de producción de bienes físicos. Es una metodología de trabajo que funciona tan bien y que reporta tantos beneficios que incluso se ha escalado para poderse usar con los mismos principios en empresas del sector servicios.

En cualquier caso, este post está dedicado sobre todo a empresas productoras de bienes físicos, para que entiendan qué es un sistema de trazabilidad e incluso ayudarlas a decidir sobre cómo implementarlo.

Qué es la trazabilidad y el sistema de trazabilidad

Lo primero de todo, hay que definir lo que es la trazabilidad. Realmente, se puede definir de varias maneras en función de lo específicos o generales que queramos ser, pero lo podemos resumir como la metodología que permite al gestor conocer toda la información sobre cada producto.

Esto no solo conlleva tener conciencia de dónde están los productos y en qué fase, sino mucho más. Por ejemplo, se puede saber el histórico completo, los lotes en los que se agrupan o las siguientes fases en las que se va a encontrar, entre otras.

Por tanto, el sistema de trazabilidad de la empresa serán a su vez los procesos que permiten que todo esto se lleva a cabo. Como puedes imaginar, cuanto más completo sea el sistema de trazabilidad, más y mejor información se podrá tener sobre los procesos.

A continuación, vamos a ver cuál es la estructura básica y los subsistemas que componen al sistema de trazabilidad general.

Estructura y subsistemas

Para que el sistema de trazabilidad esté bien estructurado, será necesaria una estructura definida, compuesta fundamentalmente por los subsistemas de identificación, los de almacenamiento de datos y los de análisis o gestión de esos datos.

Subsistema de identificación

La identificación engloba tanto a los productos individuales como a los lotes y palés. Por tanto, es fundamental establecer una identificación normalizada inconfundible. Hay muchos sistemas de codificación normalizados a nivel nacional e internacional, lo que facilitará la comunicación entre empresas y para los nuevos miembros de la empresa.

Subsistema de captura y almacenamiento

Una vez que ya tenemos claro qué sistema y códigos vamos a utilizar para identificar los bienes de la empresa, toca implementar los procesos que capturarán toda la información y la almacenarán en unidades seguras.

En este sentido, hay que tener en cuenta que hay una legislación vigente y unas normativas que regulan cómo se captura, almacena y, sobre todo, protege los datos de los productos. Además, en función del tipo de producto que se trate y el sector de la empresa, habrá que aplicar unas medidas más restrictivas o menos.

Subsistema de análisis de datos

Aquí nos referimos ya al programa informático final que será el que transforme esas tablas de datos en información útil que permita a la empresa mejorar la eficiencia en los procesos y evitar situaciones de riesgo, tales como roturas de stock o problemas de fiabilidad.

Los softwares que permiten esto son muy variados y cada vez hay más. Por tanto, es una decisión que deberá tomarse haciendo estudios muy meticulosos.

Cómo afectan los sistemas de trazabilidad al proceso productivo

En ocasiones se tiende a pensar que el sistema de trazabilidad solo influye en las distintas fases que componen los procesos productivos. Sin embargo, como habrás podido comprobar en este artículo, ayudará a cada proceso de la empresa.

Por una parte, se tendrá mucho mejor controlado el almacén y las materias primas. Y por otra, la gestión completa será mejor y más sencilla. En definitiva, reducirá tiempos y mejorará los resultados, disparando la eficiencia de la empresa.

Cómo implementar correctamente el sistema de trazabilidad idóneo

Como ya hemos dicho, hay varias maneras de implementar el sistema de trazabilidad en función de los códigos de identificación, el tipo de bases de datos y la manera de almacenarlos y el software ERP de gestión que se utilice.

Por tanto, debes tener en cuenta todas las alternativas y la manera en que se pueden sincronizar entre ellas. Por ejemplo, evitando problemas de compatibilidad entre un sistema de codificación y un software de gestión.

Mejora del rendimiento de los procesos de tu almacén

Además, también hay variables formas de aumentar las posibilidades del sistema de trazabilidad.

Entre ellas, y como expertos en maquinaria de embalaje, recomendamos tener una buena flota de máquinas embaladoras automáticas que podrás configurar para que hagan los procesos de embalaje acorde al resto del sistema. Si estas interesado en automatizar tus procesos de embalaje o simplemente mejorar y reducir costes en tu linea de embalaje no dudes en contactar con nosotros.

Añadir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *